Cálculos renales : algo sencillo de tratar que puede ser mortal

Hace ya 2 meses , un domingo de Semana Santa , llego a la clínica una paciente , con un cálculo gigante , una infección que se la llevaba de este mundo y un sin fin de otros problemas . La paciente había estado 24 días en otra clínica sin resolver su problema y un domingo santo llega conmigo. Necesitaba de muchas cosas y el día era el peor para semejante Cirugía , pero esperar más tiempo era peor ... 7 pm de un domingo santo entramos a operar los 4 UROLOGOS del grupo con quien trabajó en la clínica Ricardo Palma, el doctor Lavander, Moyano y Corrales sin quienes no hubiera podido hacer semejante Cirugía de rescate.



La paciente paso a cuidados intensivos y luego a su cuarto para finalmente ser dada de alta. Hoy dos meses después la paciente tiene un solo riñón , pero vive súper feliz , con sus hijos y nietos . 

Pero por qué llego esta paciente al borde de visitar a San Pedro? La razón ... Exceso de sal que provocó la formación de un cálculo renal gigante que terminó obstruyendo su riñón derecho y favoreciendo la formación de orina purulenta ( pus). Esta infección se diseminó por todo el cuerpo , formando algo llamado septisemia ( infección generalizada) algo que puede ser mortal si no es controlado de manera agresiva. 



Los cálculos renales pueden formarse por muchas causas , cada caso es diferente , y se calcula que hay más de 100 causas por la cual una persona puede formar una piedra , siendo la más frecuente el poco consumo de agua ( pero no la única) . En este caso, esa no fue la causa.  

Ahora la paciente se encuentra en un tratamiento para tratar su otro riñón que también tiene piedras, que serán tratadas con láser Holmium , para poder tratar su riñón sin riesgos . 

Por eso... La moraleja es... Si tienes cálculos al riñón , no te conformes con tomar agua , agua de papa, agua de piña o chanca piedra, busca la causa ( que no se hace analizando la piedra sino mediante un estudio metabólico) por qué saberlo puede salvarte de muchos problemas ... incluso tu vida

Abrazos

Jorge Saldaña Gallo

No hay comentarios.: